Lo que extraño desde que mi perro ya no está

Los perros se vuelven parte de nuestra familia y uno de nuestros principales deseos es que sean eternos o por lo menos que se quedaran unos años más con nosotros.

Hace poco más de cinco meses mi perro falleció, fue un acontecimiento que aun me llena de dolor y tristeza, compartí mi vida vida con un pequeño peludo de cuatro patas durante dieciséis años, él me llenó de amor y alegrías.

Los despertares ya no son iguales, ya no me despierta emocionado con sus babas ni con toda la energía del mundo dispuesto para dar el primer paseo del día.

Unsplash

La casa se siente triste, la ausencia de las cuatro patitas haciendo un recorrido por cada rincón es evidente, esas garritas no se escuchan más.

Me hacía enojar mucho cada que hacía alguna travesura, pero hasta esos desagradables encuentros con muebles, ropa o cualquier cosa rota hecho de menos.

Yo estaba acostumbrado a comprar cualquier cosa para perro que veía en la calle y pensara que le podría gustar, es difícil pasar de largo y continuar con mi camino porque ya no tengo a quién llevárselo.

Unsplash

Los perros siempre están para acompañarnos en los momentos difíciles, siempre que mi bebé percibía en mí tristeza un buen lengüetazo podía solucionar la sensación. Perdí al amigo más leal y comprensivo de la vida.

Me emocionaba muchísimo saber que un pequeño corazoncito me esperara a diario mientras yo iba al trabajo. Me recibía con un brinco que en algunas ocasiones estuvo a punto de tirarme y movía su colita sin cesar.

Él era mi compañero viendo la televisión o alguna película, mientras comía o trabajaba y siempre lo llevaba cuando iba a algún lugar en el que sabía que era bienvenido. Eso se terminó.

Unsplash

Mi perro sacaba de mí las sonrisas más sinceras y mi amor más puro, él lo valía todo. Era el mejor del mundo, seguramente todos los humanos dicen lo mismo y tal vez tengan razón.

Su ausencia duele mucho, mi mejor amigo se fue y el vacío que dejó es inexplicable, solo los que hemos estado en esta situación logramos entender el significado de la pérdida.

Anterior

¿Le caigo bien a mi perro?

Siguiente

¿Los perros tienen sueños mientras duermen?

1 Comentario

  1. mayo 22, 2019, 7:41 pm — Responder

    Mi niña partió el 14 de febrero y mi depresión es terrible. No era mi perrita, no era mi mascota, no era mi amiga, era mi hija. No hay un día que no llore por ella.

    El silencio es terrible, yo me siento terrible.

Únete a la conversación

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *