10 momentos en los que tu perro te roba el corazón.

Te puede interesar:

Los perros sensibilizan a sus dueños desde el primer momento en que se encuentran, cuando sus miradas se cruzan crean una conexión basada en el amor.

Conforme pasan los días, meses y años de convivencia, los humanos descubren que hay mil maneras de amar a sus perros y son capaces de robar su corazón con tan solo una pequeña acción.

Los perros roban el corazón de sus dueños cuando…

– Se recuestan junto a ellos para ver series y películas.

– Les llevan su juguete favorito para jugar juntos.

– Se acercan a ellos cuando están tristes y no se separan hasta que se sientan mejor.

– Sus cuatro patitas los siguen por toda casa.

– Los ven dormir profundamente y tranquilos porque sabe que nadie les hará daño.

Pixabay

– Utilizan su tierna inteligencia y sus habilidades para llamar su atención.

– Ponen su pancita al aire pidiendo caricias.

– Los reciben efusivamente cuando regresan a casa después de varias horas de ausencia.

– Les roban sonrisas con sus particulares ocurrencias.

– Ponen una tierna mirada para ser perdonados o pedir algo.

No hay un límite de momentos, no importa si hacen travesuras o se portan mal. Los perrhijos siempre serán seres amados infinitamente por sus dueños.

A ti, ¿en qué momento tu perro te roba el corazón ?

Artículos Relacionados

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

779,089FansMe gusta
5,532SeguidoresSeguir
4,096SuscriptoresSuscribirte

Historias Populares

Tu perro se pone feliz cuando le presentas a tu pareja

El vínculo entre los perros y sus dueños es de los fuertes y especiales que existen, con el paso del tiempo se...

¿Por qué las pasas pueden matar a tu perro?

Se considera que las pasas son tóxicas para los perros por que son una especie de frutos secos derivados de las uvas,...

La vida antes y después de tener un perro

Cuando llega a nuestras vidas un ser peludo de cuatro patas que adoptamos como perrhijo, la vida no es igual. Ya tenemos que hacernos...